Policía Ambiental y Museo del Desierto rescatan tlacuaches bebés

Comunicación Social Policía Ambiental

Especie es el único marsupial mexicano; revisan si los reintegrarán al hábitat

El Gobierno Municipal de Saltillo, a través de la Policía Ambiental, en coordinación con el Museo del Desierto, MUDE, unieron esfuerzos para rescatar cuatro tlacuaches bebés encontrados en dos eventos distintos.

Luego de atender reportes de la ciudadanía para rescatar los ejemplares, la Policía Ambiental se puso en contacto con el Museo del Desierto, que decidió brindarles la atención a los tlacuaches, llamados también zarigüeyas, cuya especie revierte una importancia particular en la fauna del semidesierto por ser el único marsupial mexicano.

Emmanuel Olache Valdés, coordinador de la Policía Ambiental, agradeció al Museo del Desierto la suma de esfuerzos a favor de una especie poco valorada, pero que tiene un papel preponderante en el control de plagas.

“Recibieron las crías y las dejaron en observación veterinaria para aumentar sus posibilidades de sobrevivencia”.

Comentó que en uno de estos casos, las crías fueron recuperados en una zona habitacional con mucho tráfico vehicular, por lo que la madre pudo haber sido atropellada

“Estaban muy pequeños y débiles cuando los llevaron”, añadió, “ya están en recuperación”.

Desde la creación de la corporación se trabaja en conjunto con el Museo del Desierto, el cual capacitó a los inspectores y oficiales para la identificación, captura y manejo de serpientes y otros animales silvestres.

Asimismo, algunos ejemplares de diversas especies que fueron recuperados en las áreas habitacionales de la ciudad han sido presentados ante personal del Museo del Desierto para ayudar en su identificación y recibir sugerencias de su trato o zona de liberación.

Avistamientos o presencia de animales silvestres en zonas habitacionales se pueden reportar al teléfono 241.1000 de la Policía Ambiental para su recuperación y adecuado trato.

Para tomar en cuenta…

• El tlacuache o zarigüeya es el único marsupial de América; se alimenta de frutas, carroña y una gran diversidad de insectos entre los que están las cucarachas, arañas y alacranes, por lo que ayuda a controlar las plagas urbanas.

• Es un eslabón muy importante en la cadena alimenticia y en el equilibrio ecológico de la zona, por lo que se debe evitar molestarlos o lastimarlos.